Los bancos de madera son complementos prácticos y versátiles que tienen la particularidad de transformar los rincones más bellos del jardín en agradables zonas de estar. Estos muebles son muy utilizados ya que aportan la practicidad necesaria a los jardines ornamentales.

Un detalle muy importante que hay que tener en cuenta es que estos muebles pasan la mayoría de su tiempo a la intemperie expuestos continuamente a las agresiones climatológicas, es por eso que a la hora de pensar en comprar un banco de madera para exteriores hay que asegurarse de adquirir un producto resistente y de excelente calidad.

A continuación les proporcionaremos algunas ideas para trabajar en el banco de madera y lograr un acabo final que dote de estilo al jardín.

La terminación en madera natural es la más frecuente ya que se adapta a la mayoría de los diseños.

El color blanco es perfecto para bancos situados lejos ya que proporciona una tonalidad llamativa y muy limpia.

El color rojo y negro se emplea sólo cuando se busca provocar un contraste intenso.

El color verde inglés es una tonalidad elegante pero no hay que abusar de ella ya que se puede llegar a provocar ambientes fríos.