Dionaea muscipula

Es cierto que su apariencia real es menos espectacular que aquella que veíamos en los dibujos animados. También que su capacidad alimenticia no es tan aterradora. De todas formas, decorar con plantas carnívoras un jardín puede ser una actividad fascinante por las características de estas especies.

No comen perros, gatos ni hombres. Las plantas carnívoras apenas se alimentan de artrópodos y de insectos. Sólo unas pocas pueden engullir un ave o un pequeño roedor, pero esas plantas están en terrenos silvestres y no en un jardín. Por eso no está demás aclarar que cultivar estas especies en el hogar no supone ningún riesgo, aunque sí hay que tener ciertos cuidados para que puedan subsistir. Continuar leyendo →